ASANAS

*B.S.K. Iyengar explica que

“las asanas (posturas) se han desarrollado durante siglos para ejercitar cada músculo, cada nervio y cada glándula del cuerpo. Reducen el cansancio y calman los nervios, pero su importancia real radica en la manera en que entrenan y disciplinan la mente”.

En el mudo del yoga, la meta principal de las asanas (posturas físicas) es entrenar nuestra mente, obtendremos una destreza y control mental utilizando el cuerpo como herramienta. El motivo principal por el que han sido creadas es para trabajar con la mente, la conciencia, la observación, la presencia, la respiración y mantener el cuerpo en un estado flexible y saludable.

Esto a su vez, por defecto crea numerosos e importantes beneficios para nuestra salud física, aumentando la fuerza en nuestros músculos, la destreza en los movimientos del cuerpo, la flexibilidad que finalmente se alcanza con la práctica continuada. Se alcanza una corrección postural que sucede “automáticamente” después de un periodo de práctica.

A través de la práctica de las asanas y la observación durante cada una de ellas, sentimos y aprendemos sobre el estado actual de nuestro cuerpo físico, comprobando, a través de nuestra propia experiencia, las limitaciones o facilidades con las que nos podemos encontrar al realizar la asana, tomando consciencia del estado actual de nuestro cuerpo.

*BSK Iyengar, (1918-2014), practicó y enseñó yoga durante más de 50 años. Escribió numerosos libros sobre la práctica y filosofía yóguicas, entre los que destacan Luz sobre el Yoga, Luz sobre el Pranayama y Luz sobre los Yoga Sutras de Patañjali.